El cuadro

By the pricking of my thumbs
Christie Agatha, 1968

-Al fallecer una tía de Tommy deja un cuadro por único legado que a su vez había recibido de una compañera de asilo donde se alojaba conteniendo la imagen de una señorial casa de la campiña inglesa. Nada hacía pensar que la casa de la imagen fuera significativa o importante pero Tuppence, siempre Tuppence, intuyó una conexión entre la desaparición de la primitiva dueña del cuadro y la imagen misma de la casa que creyó reconocer de uno de tantos viajes por las rutas inglesas.
-Una vez generada la duda Tuppence es imparable en su ambición por descubrir qué hay detrás de todo esto haciendo gala de un irrefrenable instinto y talento.
-La magia de Agatha Christie regresa para darnos unas horas de hermosa lectura y entretenimiento.