El hombre inquieto

Den Orolige Mannen
Mankell Henning, 2009

-Kurt Wallander ahora con 55 años tiene un sólo afecto cercano, su hija Linda.
-Está espléndidamente casada, le ha hecho abuelo y todo parece desarrollarse como en un cuento hasta que la tormenta se desata retornando imágenes de la guerra fría que parece no acabar nunca.
-Su tranquila vida en su casita del campo se vuelve inesperadamente muy agitada.