Importante personaje
Los personajes de Un mundo de novela

Detectives Kenzie y Gennaro

Aún no he leído los suficientes libros de estos personajes para hacer una entrada significativa, aunque los considero suficientemente importantes y valiosos ateniéndome a los dos libros que he leído de ellos y sería una falta de respeto hacia todos si opinara sin el suficiente sustento, así que me he permitido copiar esta hermosa biografía. Es excelente.
De Juan Carlos Galindo, en su blog del diario El País, España , 24/05/2013
- "Pero si amo a Lehane por encima de cualquier otra cosa es por su serie de novelas protagonizadas por Patrick Kenzie y Angela Gennaro. Aquí doy mis razones para adorar a estos dos detectives de Boston, born and raised. Una cosa: sé que me dejo aspectos esenciales y no bajo más al detalle para no reventar a nadie las tramas de las novelas. Lehane, si tiene un fallo, es que cuenta demasiado de otras obras anteriores. Aprovecho para aconsejar que se lean en orden, están todas editadas en RBA.
1.- Se conocen desde prescolar y aún así se aguantan. Hay pocas relaciones como esta en la novela negra, en la vida. Han perdido la virginidad y otras cosas, la inocencia, por ejemplo, juntos. Se quieren y se necesitan, aunque su relación pase por etapas muy distintas a lo largo de las seis novelas escritas por Lehane.
2.- Están unidos por el dolor. Angie es maltratada durante 12 años por Phil, su marido y el mejor amigo de Patrick durante la infancia. Un tipo arrebatador que cuenta con el beneplácito de mujeres y compañeros en la sociedad. Una mierda, un maltratador borracho de puertas adentro. Patrick recibe palizas de su padre durante los primeros doce años de su vida. Lleva una marca en la tripa de una plancha ardiendo con la que le torturó. Su padre, bombero y héroe local, llena la vida del detective de dolor y sufrimiento incluso después de muerto.
3.- Están unidos por la violencia y la muerte. Lehane no escatima en esfuerzos para mostrar el mundo criminal de Boston como siempre ha sido: violento y sucio. En ese contexto, Kenzie y Gennaro recurren a la violencia si es necesario, hasta sus últimas consecuencias. Las secuelas físicas y psíquicas se dejan ver de una novela a otra. Como toda buena novela del género, la carga moral de los actos de los protagonistas les deja cerca de la destrucción.
4.- Son honrados y leales en un mundo absolutamente corrupto. Cuando en «Lo que es sagrado» (RBA, traducción de Ramón España) el millonario Trever Stone les contrata para buscar a su hija se produce este diálogo:
- ¿Por qué nosotros? (pregunta Kenzie)
- He hecho mis averiguaciones y todo el mundo me ha dicho que poseen dos cualidades que yo necesito
- ¿A saber?- preguntó Angie
- Son honrados.
- Hasta cierto punto...
- Todo lo honrados que se puede ser en un mundo corrupto, ya lo sé señor Kenzie. Pero lo son con la gente que se gana su confianza, que es a lo que yo aspiro. (...)
- Señor Stone, ha hablado de dos cualidades nuestras que andaba buscando.
- Sí.
- Una era la honradez. ¿Y la otra?
- Me dijeron que eran implacables- dijo mientras entraba en su estudio- . Absolutamente implacables.
5.- Se les da bien irritar a la gente. Y, muchas veces, a gente que no debería preocuparse con algo tan "débil y precario" como ellos. Mafiosos que aspiran a controlar Boston o políticos que lo controlan de siempre (Un trago antes de la guerra); psicópatas muy siniestros (Plegarias en la noche); millonarios al borde de la muerte (Lo que es sagrado); violadores y perturbados; la práctica totalidad del cuerpo de polícia de Boston... la lista es larga.
6.- Son excéntricos y entrañables. Algunos ejemplos.Tienen la oficina en un campanario de la iglesia de San Bartolomé. Patrick adora los coches, en especial su Porsche reconstruido a mano, pero es capaz en otro momento de su vida de conducir un Crown Victoria de aspecto lamentable o una camioneta que se cae a trozos. Odia que le llamen Pat. Angela es nieta de un importante mafioso al que cocina piccatta de pollo cuando va a visitar a pesar de que es una pésima cocinera. Sólo usa el nombre de su abuelo cuando ha de amedrentar a gente de la misma calaña.
7.- Aman Boston como nada en el mundo. Lo conocen, lo patean, lo sufren, lo adoran. Boston, y el barrio de Dochester en especial, es el hogar de Lehane y hay pocos escritores más identificados con su entorno. Y a pesar de Kenzie y Gennaro nos enseña la miseria que esconde esa magnífica ciudad.
8.- Bubba Rugowski. Se trata de un hombre con un aspecto de "niño de dos años con problemas mentales", cuerpo de gigante y cerebro especializado en sus pasiones: hacer saltar cosas por los aires y vivir según sus reglas y cerca del peligro. Este exmarine de origen polaco, traficante de armas, falsificador, asesino implacable y criminal reconocido es uno de los mejores amigos de nuestra pareja de detectives y también, sin duda, uno de los mejores personajes de la novela negra actual. Ellos saben que mata, pero también que su lealtad es inquebrantable y que nunca atacaría a un ser débil o indefenso. Les acompaña, les ayuda, les hace mejores. A ellos y a las novelas.
No es una virtud propia de las novelas de Kenzie y Gennaro, pero Lehane no hizo una excepción con la pareja a la hora de llevarla al cine. Si Mystic River o Shutter Island son grandes películas, no lo es menos la excelente adaptación que Ben Affleck rodó de Desapareció una noche con Casey Affleck, Morgan Freeman, Michelle Monaghan y Ed Harris. "